Todo lo que soy

«Captad mejor vuestro tono, sed simples artísticamente, sublimes sin orgullo, agradables sin tapujos.«

Boileau – Arte poética, 1674.

Cuando el título de un poemario amenaza con Todo lo que soy, uno ya se pertrecha para recibir hondadas de realidad que le abofeteen, y contiene el aliento para soportar el olor de las entrañas que saldrá por la herida. Porque bajo esa frase no puede estar sino el poeta desnudo, y nada hay más terrible.

Lidón Sancho Ribés te dedica a ti, que plantas geranios en su memoria, esta pequeña colección de poemas. Así de simple, como si no supiéramos que ya casi nadie los cultiva. Y digo pequeña porque la edición de Fueradcarta es diminuta y tierna como un colibrí. Un librito para coleccionistas, solo cien ejemplares y sin posibilidad de reedición, que no es nada fácil de conseguir. Como un alienígena, hasta la feria de Marte tuve que navegar para conseguir el mío firmado el día de su presentación. Tenía sentido bautizarlo allí, entre esculturas ininteligibles y trozos de pintura de rabiosa heterodoxia, porque la autora se viste de comisaria en esos ambientes, cuando no está cantando jazz en los cafés o dando lecciones de filosofía y de historia en la universidad. Lo traigo al papel a cuento y sin capricho: Todo lo que soy es un poemario de una mujer culta, polifacética y madura, de otra suerte no tendría mucho sentido para nosotros leer semejante revelación de intimidades. Y es interesante por la forma, obviamente, no por el contenido en sí, por la crudeza con la que se expone la realidad íntima, sin vergüenza, desgarradora, en cuya sombra estamos todos escondidos.

«Maltrátalo.» Así empieza sin mediar advertencias, antes de la dedicatoria. Un poema narrativo de versos largos y enigmáticos que avivan un suspense enredado hasta el final. Es una virtud que utiliza durante todo el libro, la narrativa del suspense, como si en el fondo quisiera escribir novela negra en versos de mujer fatal. El conjunto deja entrever, no en vano, las contradicciones oscuras del ser humano, los defectos inconfesables, la caída en el vicio, pero con la luminosa y desagarradora sinceridad de quien se confiesa culpable y perdido. No importa que sean sentimientos y experiencias del poeta, no son exclusivos, podemos intuir entre los versos a todo el género humano y encontrar ahí pintadas nuestras propias miserias: las entrañas, a plena luz.

Sin embargo, poco hay de pesimista en la obra. «Voy a necesitarte más,» dice una voz. Cuando uno se desnuda y se confiesa es para limpiarse el alma y resucitar, con una esperanza ingenua y siempre verde en el amor. Es un contraste recurrente: primero la herida abierta, luego la cicatriz indolora y por último el bálsamo regenerador, todo ello sin perder la ilusión por descubrir la belleza de la próxima lanzada en el costado. Consciente de la amargura de algunos momentos de la vida, encuentra el optimismo con inocencia, «con la frente cuajada de sueños,» y nos lo ofrece redimida con «las manos llenas de dulces.»

Me pregunto qué vendrá después de Todo lo que soy. Pareciera como si ya no quedase nada que contar. Tal vez sea el momento de esa novela negra que asoma en alguna estrofa. Aunque, parafraseando los versos de Lidón, todo lo que soy, en el futuro, ya no seré yo.

Aquí te dejo el IG de la autora, @lidon_sancho, y la web de la editorial.

*

Si quieres estar al tanto de mis publicaciones solo tienes que dejar tu correo y te llegará una notificación con cada texto nuevo:

*

Si te gusta mi trabajo y eres tan amable de apoyarlo te estaré siempre agradecido. Así me ayudarás a seguir creando textos de calidad con independencia. Te lo recompensaré.

Puedes suscribirte por 2 € al mes. A cambio tendrás acceso a todo el contenido exclusivo para suscriptores y te librarás de la publicidad en la página. También recibirás antes que nadie y sin ningún coste adicional cualquier obra literaria que publique en papel. Puedes abandonar la suscripción cuando quieras, no te guardaré ningún rencor.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close